BIENVENIDOS

*EN ESTE SITIO TRATAMOS DE EXPONER LAS LEYES DEL UNIVERSO, SABER COMO RESPETARLAS PARA LOGRAR VIVIR EN ARMONÍA CON ÉL.
*CONCIENTIZARNOS DEL DAÑO QUE SE PRODUCE A DIARIO A NUESTRA AMADA "MADRE TIERRA".
*APRENDER A VIVIR EN ARMONÍA ENTRE NOSOTROS.
El UNIVERSO ES AMPLIO Y TODO LO QUE ABARCA TAMBIÉN.

"NO SE QUEDE SOLO CON LAS ENSEÑANZAS TRADICIONALES..."

EL UNIVERSO TODO LO VE, TODO LO ESCUCHA...

lunes, 6 de julio de 2009

Meditaciones de los ángeles 6 de julio



RECUPERACIÓN DEL ALMA

Consejo de los ángeles:

El alma es el centro de mensajes de los ángeles

En la antigüedad, los sanadores consideraban tan poco habituales la depresión y la psicosis que la única conclusión a la que llegaban era que el alma de las personas que la sufrían se había perdido o había sido robada. Para recuperar el alma, los chamanes entran en un trance y se mueven entre dos mundos, el de la vida y el de la muerte, para traerla de nuevo hasta la persona que la había perdido. A menudo utilizamos el término alma perdida para referirnos a alguien que parece caminar sin rumbo por la vida o que no sabe cómo seguir adelante. En realidad, esa persona ha perdido la conexión con su alma, que funciona como nuestro centro de gravedad espiritual. Puede que en determinados momentos de la vida necesitemos realizar una pequeña recuperación del alma. Si mantenemos relaciones poco satisfactorias, tenemos mala salud o una depresión o si nos sentimos bloqueados en todos los sentidos, suele ser la señal de que necesitamos recuperar la sincronizació n con nuestra alma, que reclama nuestra atención con la aflicción. Cuando elegimos escuchar, puede que en primer lugar tengamos que alterar nuestra forma de vivir, aunque nos resulte incómodo. Pero podemos estar seguros de que cuando se culminan los cambios alcanzamos un sentido nuevo de libertad y de finalidad.

¿Hay aspectos de tu vida en los que tu alma parece perdida? Si es así, acostúmbrate a recuperarlos, a sentarte con ellos durante un rato y a preguntarles qué intentan decirte. Quizá estén llamando tu atención para que renuncies a algo que ya no favorece tu crecimiento y dejes espacio para otras cosas que sí lo harán. Comienza a cultivar la relación con tu ángel de la guarda, que es el protector oficial de tu alma. No tengas miedo de recurrir a él para que te guíe y te ayude a recuperar la conexión con tu espíritu.

Meditación de los ángeles:

Siempre escucho la llamada de mi alma